Rosy&John

41mNJkKhfKL._SX313_BO1,204,203,200_Siete bombas para siete días. Una condición para anularlas. Y muchos secretos guardados. Así es Rosy&John de Pierre Lemaitre.

Sinopsis

Jean Garnier es un joven solitario que lo ha perdido todo: su trabajo, tras la muerte misteriosa de su jefe; su novia, en un extraño accidente, y Rosie, su madre y principal apoyo, que ha sido encarcelada. Para dar rienda suelta a su dolor, planea hacer explotar siete obuses, uno por día, en distintos puntos de la geografía francesa.

Después del primer estallido se entrega a la policía. Su única condición para evitar la catástrofe es la liberación de su madre. El comisario Verhoeben se encuentra ante un gran dilema: ¿es Jean un lunático con delirios de grandeza o una verdadera amenaza para todo el país?

Opinión

Debo reconocer que no sabía que Rosy&John era el tercer libro con el comisario Camille al frente de las investigaciones, pero no existe ningún problema para leer las novelas en el orden que queramos. Dejando a un lado esta aclaración y centrándonos en lo importante, Pierre Lemaitre vuelve una vez más a sorprender a sus fieles seguidores como Vestido de novia y a quien no conozca a este autor, pues tiene una imaginación desbordante, además de una mente algo perturbadora.

Corto e intenso, sin escatimar algún que otro sobresalto, quizás algo provocador. Podría decir que el final es potente, pero todas sus páginas están plagadas de suspense desde el principio y el inicio ya nos hace sospechar que vamos a leer una novela con la garganta llena de angustia y a la espera de lo que pueda producirse a continuación. El tercer caso de Camille Verhoeben comienza con una explosión en una calle principal transitada y a una hora clave. Tras el primer impacto, seguimos la pista a Jean, el autor de la detonación, y llegamos a la comisaría de París donde el joven se entrega y afirma que ha colocado seis bombas más por la ciudad que estallarán una cada día y que solo les dirá dónde se encuentran si dejan que su madre, presa por asesinato, y él cojan un avión a Australia sin consecuencias para ellos. A partir de aquí se abre el debate dentro de la policía y las fuerzas antiterroristas sobre si dice la verdad y deben partir inmediatamente en búsqueda, captura y desactivación de las bombas, si dejan marchar a madre e hijo porque confían en las palabras de Jean o por el contrario está mintiendo, arriesgando así la vida de miles de personas.

El planteamiento es simple y, sin embargo, de extrema dificultad por la apelación a la moral y a la duda interna de los policías. Para enfatizar aún más la asfixiante tarea, Lemaitre presenta los hechos en formato folletín, es decir, el libro está formado por mini capítulos con la hora como título y no pasan de dos hojas, porque el tiempo aumenta de cinco en cinco minutos, media hora o lo que estime oportuno el escritor. Por un momento nos sentimos parte de la plantilla y no encontramos una solución rápida y eficaz al problema, tenemos los mismos pensamientos que las palabras que leemos del comisario. Resulta muy interesante porque no es una novela negra como tal, no hay un crimen para resolver porque ya sabemos quién ha sido y qué ha hecho. Eso sí, falta el porqué y eso es lo que deben descubrir en unas pocas horas.

Si la historia ya es agobiante de por sí y algo enrarecida, el pasado de Jean y de su madre no tiene precio. Es aquí donde Lemaitre logra analizar la psicología de las personas y llevarla al límite, resaltando los resquicios más oscuros del ser humano y haciéndolos visibles. Todo está pensado con el cuidado de un cirujano y si los detalles son importantes, en este libro ganan relevancia. Además, el título también tiene su significado y los amantes de la música lo agradecerán.

Rosy&John es una novela oscura, que mantiene los nervios de punta hasta el último segundo y que deja un buen sabor de boca después de estar en tensión durante todo el libro.

Policía, políticos, expertos, todo el mundo se sienta, todos meditan sobre la capacidad de las democracias modernas para resistir las agresiones.

Basin le dice a Camille:

-Pensamos que el terrorismo es algo muy sofisticado pero, de hecho no lo es

Anuncios